Caminar sobre un glaciar en Noruega [Nigardsbreen]

Caminar sobre un glaciar en Noruega [Nigardsbreen]

Actualizado el jueves, 4 marzo, 2021

En el mes de agosto del año 2018 hicimos un Roadtrip por Noruega. Una de las excursiones más excitantes fue la que hicimos por el Parque Nacional Jostedalsbreen. Más concretamente el hiking por el glaciar Nigardsbreen con crampones. ¡Qué emocionante caminar sobre un glaciar en Noruega!

Es ya nuestro séptimo día de viaje por tierras noruegas. Partimos de Borgund, de cuya increible iglesia te hablaré en otro post. El camino en coche es espectacular. La verdad es que conducir por Noruega es toda una experiencia porque los paisajes son un espectáculo. Te recomiendo sin lugar a dudas que conviertas tu viaje a Noruega en un Roadtrip y que alquiles un coche. Así podrás ir dónde y cuándo quieras a la velocidad que te apetezca. Teníamos ya reservada nuestra excursión para hacer trekking (o hiking) por el glaciar Nigardsbreen y habíamos quedado con el guía a las 15 horas. Madre mía qué nervios…. ¡Íbamos a caminar sobre un glaciar! Por cierto… ¿no sabes qué es hiking? Te lo cuento más abajo.

lago Nigardsbrevatnet

🛸 Cómo llegar al graciar Nigardsbreen

Nos dirigimos hacia el Parque Nacional de Jostedalsbreen y más concretamente a una de sus lenguas, la Nigardsbreen. La carretera discurre al lado de un río de aguas glaciares color turquesa. Los fiordos y todo el agua que vemos hoy es de este color. Precioso.

En el Parque Nacional Jostedalsbreen se encuentra el glaciar más grande de Europa, llamado también Jostedalsbreen. Tiene una extensión de 487 Km² y en ocasiones alcanza profundidades de hasta 500 metros.

Llegamos al Centro de Visitantes Breheimsenteret. Está abierto desde mayo hasta septiembre y dentro hay una tienda de regalos, una cafetería y una oficina de información turística. También pueden sacarse aquí los tickets para las excursiones aunque nosotras ya los habíamos sacado por Internet. Por cierto, si quieres mirar algo en Internet aprovecha aquí, tienen WiFi.

No te pierdas las vistas del glaciar desde la gran cristalera del Centro de Visitantes. Se ve una gran lengua de hielo que baja entre las montañas y que te pone aún más nerviosa. ¡Madre mía, que ganas de empezar!

Aquí tienen un buen parking y se puede dejar el coche. Si optas por esta opción deberás caminar unos tres kilómetros hasta el siguiente parking, punto de partida de las excursiones. Nosotras decidimos ir con el coche hasta este segundo párking pero tuvimos que pagar 60 NOK (algo menos de 6 euros) porque este pequeño tramo de carretera es de peaje.

El glaciar de Jostedalsbreen tiene unas 50 ramificaciones pero solo en una de ellas se puede hacer trekking. Es en la que nosotras estamos, la Nigardsbreen.

Llegamos pronto y nos damos una vuelta viendo el ambiente. Hay bastante gente. Algunos van por libre y otros esperan para empezar su excursión guiada. Nosotras no sabemos muy bien si debemos esperar aquí al guía o ir hasta el pie del glaciar, así es que preguntamos a uno de los guías que hay por aquí y nos dice que aunque es pronto podemos ir subiendo.

Desde aquí hay también dos opciones para llegar al glaciar. Una es ir bordeando la orilla del lago Nigardsbrevatnet. Te llevará entre 45 y 60 minutos. Otra opción es ir en barquita hasta la otra orilla. Esta es la opción que nosotras elegimos cuando sacamos los tickets por Internet.

bote hasta el glaciar nigardsbreen
La excursión con el bote y el trekking sobre el glaciar lo reservamos en Jostedalen Breførarlag y nos costó 350 NOK por persona (unos 35 euros)

Llegamos al otro lado del lago y comienza la parte emocionante. La ruta discurre entre rocas así es que no hay un camino propiamente dicho. Algunas empresas que realizan excursiones ponen conos que has de seguir pero otras, como fue nuestro caso, no ponen nada. Eso sí, toda la ruta está marcada con unas señales rojas que debes ir siguiendo.

ruta nigardsbreen

El río se cruza por varios puntos a través de pasarelas de madera pero para mí el momento álgido de la rutita hasta el pie del glaciar llegó cuando ante mí veo aparecer un puente colgante de madera que… bueno, creo que me puse blanca como la pared. De hecho, cuando reservamos la excursión escogimos el barquito porque yo había visto en Internet este puente y pensé que cogiendo el bote me libraría de cruzarlo pero…

No! Allí estaba ante mí. De madera. Viejo. Largo. Con un río pequeño pero enfurecido debajo. Ay madre…. ¿mi vértigo me permitirá cruzarlo?

puente colgante nigardsbreen

Miré al glaciar que ya estaba a pocos metros y pensé que tenía que llegar sí o sí y no tenía otra forma de hacerlo así es que allí que fui. En la foto me estoy riendo pero es por no llorar…. Qué mal rato. Eso sí, también te digo que desde entonces mi vértigo ha mejorado muchísimo y ya no tengo tanto miedo a las alturas. Va en serio, ¿eh?

Salvado este, para mí, importante escollo, seguimos caminando entre piedras para llegar al pie del glaciar.

glaciar nigardsbreen
glaciar nigardsbreen

Excursión sobre el glaciar Nigardsbreen con crampones

Y por fin llegamos hasta el comienzo de nuestra excursión sobre el glaciar. En un pequeño puestecillo al lado izquierdo de la lengua del glaciar hay una chica que tiene toda la pinta de ser guía así es que le preguntamos y efectivamente. Mientras llega el resto del grupo nos da un arnés a cada una para que nos lo vayamos poniendo. También nos entrega unos crampones y nos dice que nos esperemos a que venga el resto y que entonces nos explicará cómo ponerlos.

hiking en nigardsbreen

Aprovechamos el rato para hacer millones y millones de fotos. El paisaje para alguien que nunca ha estado por estas tierras (lo más al norte que yo había estado hasta ahora era Holanda), es impresionante. Impresionante por diferente, por grande, por salvaje, … A mí me tiene alucinada.

El lago desde el glaciar Nigardsbreen
Vistas del lago desde el glaciar
Mi cara de emoción lo dice todo ☺

Supongo que ya sabes que en Noruega hace fresco hasta en verano. Este día era 25 de agosto y mira mi atuendo. Te aseguro que no me sobraba nada.

Aún así, desgraciadamente, el glaciar retrocede entre 20 y 30 metros cada año. Eso es una barbaridad 🙁

Ya han llegado todos y nuestra guía nos enseña a ponernos los crampones y nos une a todos con una cuerda. Nos da algunas instrucciones sobre seguridad y listo. Ha llegado el momento ¡Allá vamos!

Los primeros pasos sobre el hielo del glaciar son temerosos a pesar de llevar los crampones pero pronto te das cuenta de que eso se agarra muy bien y que si no haces nada raro es bastante seguro.

Poco a poco empezamos a ascender. Si uno se para, todos nos paramos. La guía va explicando algunas cosas pero nosotras vamos bastante retrasadas y no nos enteramos de muchas cosas. De todos modos yo voy flipando y solo con lo veo ya me vale. Jajajaja.

El hiking sobre el glaciar dura unos 45 minutos aunque a mí me parecieron 5. El tiempo se pasa volando entre hielo de un color azul intenso y agujeros cuyo fondo no alcanzas a ver (aquí te tiemblan un poquito las piernas 🙂 Caminamos muy despacito siguiendo el ritmo de la cordada y parando de vez en cuando para hacer fotos. Yo me habría tirado aquí 4 horas más pero tenemos que bajar.

Te voy a dejar un video que grabé mientras caminaba sobre el glaciar con los crampones y que es malísimo. No lo grabé para ponerlo en el blog pero a lo mejor te sirve para hacerte una idea de lo que es andar sobre un glaciar. Si ves que te mareas por el movimiento de mi móvil grabando, para y sigue leyendo 😉

Una vez llegamos abajo devolvemos todo el material que nos entregaron, nos despedimos de la guía y de nuestros compañeros de excursión y hacemos otro millón de fotos más. Aunque no las necesitaré para recordarlo porque las imágenes se han quedado grabadas en mi retina para siempre.

🤔 ¿Merece la pena pagar por un hiking sobre un glaciar?

Sí. Rotundamente. De hecho si vuelvo a ir a Noruega y tengo la posibilidad contrataré otro pero de más duración. Noruega no es barato y cada cosa que contratas te cuesta un dinerillo pero hay algunas actividades de guiri como esta que tienes que hacerla sí o sí.

Es una pena que en las fotos no pueda enseñarte la emoción que sentía

⛷ ¿Es difícil caminar con crampones sobre un glaciar?

Pues mira, la excursión que nosotras hicimos es una excursión recomendada para adultos y niños desde los 8 años.

Por mucho que a mí me diera la impresión de que yo era una avezada alpinista y que lo que estaba haciendo era algo digno de contar a mis nietos en realidad es un simple hiking. ¿Que qué es un hiking? Pues significa “senderismo”, más fácil que lo que conocemos como trekking. Si tienes curiosidad puedes mirar la diferencia entre trekking y hiking aquí.

Teniendo cuidado con el material, no haciendo el cabra y siguiendo las instrucciones que te dan antes de comenzar, no hay peligro y es muy fácil de seguir.

🏚 ¿Dónde alojarse cerca del glaciar Jostedalsbreen?

Prácticamente siempre hago mis reservas con Booking porque me parece rápido, fiable y nunca nunca he tenido ningún problema.

En este viaje a Noruega todos los alojamientos (en total 11) los reservamos en Booking y todo perfecto.

Te dejo aquí el buscador para que encuentres tu alojamiento barato en Booking y de paso a mí me harás ganar algún eurillo para mantener el blog 😉 Si lo prefieres pincha aquí y te aparecerán directamente alojamientos por esta zona.



Booking.com

🚗 Un seguro para tu viaje a Noruega

Para mi viaje a Noruega contraté mi seguro con Iati, al igual que lo he hecho en otras ocasiones.

Ahora, por ser lector de Planifica tu Viajes tienes un 5% de descuento!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *